jueves, 17 de septiembre de 2015

"Premios Ig Nobel 2015".

Estos son premios que me hacen reír mucho, cuando leo las descripciones de los experimentos, pero al final, siempre nos hacen reflexionar, nos hacen pensar…porque algo bueno puede salir y con muy buen humor!

Con estos premios se pretende celebrar lo inusual, honrar lo imaginativo, y a la vez estimular el interés de las personas por la ciencia, la medicina y la tecnología.

Todos los años en el mes de septiembre, en una ceremonia divertida en la Universidad de Harvard se hace entrega de estos premios.

Por ejemplo, el Ig Nobel de Medicina fue para un grupo de científicos por publicar varios estudios sobre los beneficios de besarse intensamente porque se reducen las reacciones alérgicas.

En cuanto al de Química, fue para unos australianos y unos estadounidenses que idearon una receta que permite descocer parcialmente un huevo ya cocido. La gracia de esto consiste en que esa capacidad para tratar las proteínas  tendrá un impacto decisivo en un mercado farmacéutico, industrial y alimenticio de 160 mil millones de dólares.

El Premio Ig Nobel de Matemáticas fue para unos investigadores de la Universidad de Viena por tratar de explicar cómo fue posible que el Sultán Ismaíl de Marruecos, El sanguinario, logró tener 888 hijos (es biológicamente posible , y le bastaron 32 años y 65 mujeres).

El Ig Nobel de Biología se lo llevaron los chilenos que hicieron un gran descubrimiento sobre los dinosaurios: si le pones un palo en la cola a una gallina, anda como lo hacían los dinosaurios.

El de la categoría de Diagnóstico Médico, es para quienes demostraron “la utilidad de los badenes para diagnosticar un caso de apendicitis aguda”. Se hizo un estudio con 101 pacientes entre 17 y 76 años y los resultados confirman  que un aumento del dolor durante el viaje sobre badenes se asocia con una mayor probabilidad de apendicitis aguda.

En cuanto al Ig Nobel de Física, fue para científicos de EEUU y de Taiwán por su estudio “La duración de la micción no cambia con el tamaño corporal”. Todos los mamíferos del zoo de Atlanta mayores de 3 kilos de peso tardan en orinar 21 segundos con ­­más/menos 13 seg. Este estudio puede servir para diagnosticar problemas urinarios en los animales.

El Ig Nobel de Economía se lo llevó la Policía Metropolitana de Bangkok por ofrecer pagas de dinero extra a aquellos policías que se niegan a aceptar sobornos.


Y al estudio de Gestión internacional que demostró que los ejecutivos que padecieron desastres naturales durante su infancia, dirigen compañías que toman más riesgos en su actividad empresarial y financiera, le correspondió el Ig Nobel de Gestión.



Y dejé para el final , el que creo que fue el momento Eureka más divertido…por una casualidad: Un estudiante de postgrado de la Universidad Cornell, Michael Smith, estaba estudiando el comportamiento y evolución de las abejas, cuando se le coló una bajo sus pantalones cortos y le picó en los testículos, lo que le dio la idea de investigar cuál sería el lugar de la anatomía humana donde el aguijón de una abeja provocaría más dolor…y puso su cuerpo a disposición de la ciencia, lo que le valió el Premio Ig Nobel en Fisiología y Entomología.

Michael eligió 25 puntos de su cuerpo, y recibió 3 picadas en cada punto, evaluando el dolor en una escala de 1 a 10 usando una zona de control y referencia: un picotazo en el antebrazo. Esta investigación duró 38 días, con 5 picadas de abeja al día, en lugares como la planta del pie, el pezón, el escroto, la nalga, la cabeza, la boca.

Algunos ejemplos de su evaluación:

-Cráneo, punta del dedo del corazón del pie y el brazo (e,3 sobre 10).
-El tallo del pene (7,3 sobre 10).
-El labio superior (8,7 sobre 10).
-Aleta de la nariz (9 sobre 10).

No hay duda de lo beneficioso que puede ser el buen humor en la investigación, porque muchas veces ocurre que lo que creemos sin utilidad nos da una lección al cabo de un tiempo.

Fuente: improbable.com
               elpais.com
               bmj.com

3 comentarios:

gabriela dijo...

El australiano Colin Raston, uno de los ganadores del Premio Ig Nobel de Química diseñó y patentó una máquina para desdoblar proteínas, es decir "deshervir" al huevo, lo que tiene futuro en la industria biotecnológica en tratamientos para los cánceres, y también en la producción de alimentos.

Soraya dijo...

Comparto totalmente tu opinion!!
Un saludo!!

gabriela dijo...

Me alegró tu visita. Que se repita.