martes, 18 de agosto de 2015

"Una mano 3D".




Hoy me ha sorprendido gratamente una noticia que viene desde el extranjero, pero cuyo protagonista es un chileno especialista en fisiología biomecánica y Académico de la Universidad de Creighton (Nevada, EEUU), Jorge Zúñiga, que diseñó una prótesis impresa en 3D para reemplazar una mano en un niño francés de la localidad de Cessieu.  Este chico de 6 años nació con una malformación en su mano derecha, una agenesia, es decir una ausencia de formación de un miembro durante el desarrollo embrionario, y lo genial de esta prótesis, es que no se necesita operar, se acopla con un velcro y se utiliza como un guante. La flexión de la muñeca es la que hará que la mano y los dedos se doblen al tirar de los tendones y le permitirá usar un columpio, una patineta o atrapar un balón.


El costo de esta prótesis, va de entre los 50 y 200 euros, y está hecha con un tipo de plástico similar al usado en los juguetes Lego, y según el empresario informático Thierry Oquidam, el fabricante, son aparatos que pueden romperse y repararse, perfecto para los niños, y además, dado el crecimiento del niño habrá que sustituirla alguna vez, pero no son precios prohibitivos  que impidan hacer la sustitución.

Además, se puede imprimir en cualquier impresora 3D, ya que su creador dejó el modelo a disposición de la comunidad, y dice: “quería ayudar a todos los niños del mundo que no pueden adquirir una mano protésica por falta de recursos”. El año pasado, donó 5 manos a la Teletón, y ahora en octubre volverá a Chile para entregar manos a pacientes del Hospital del Trabajador.

Fuente: elconfidencial
             t13.cl
             elmercurio.com

2 comentarios:

Homero Nicaragua dijo...

De este tipo de científicos necesitamos más mi gran amiga. Abrazos. H.

gabriela dijo...

Tienes toda la razón....aunque yo creo que hay hartos, que aún con recursos menguados siguen una idea durante años...hasta que les resulta!

Perdona que no te haya contestado antes, pero anduve algo complicada de tiempo, lo postergué....y se me pasó el tiempo, pero tú sabes que eres bienvenido por estos lados y que tus visitas me gustan.

Un abrazo, amigo.